En el sector de la construcción, una de las técnicas que más ha crecido en los últimos años es el aislamiento insuflado debido a que ofrece unas importantes ventajas competitivas respecto a otro tipo de aislamientos térmicos y/o acústicos. Además, se puede desarrollar con materiales 100% naturales, por lo que también es una elección sostenible.

¿Qué es el aislamiento insuflado?

Como hemos explicado anteriormente, es una técnica de construcción que se utiliza para aislar una vivienda del ruido y de las condiciones meteorológicas de frío y calor. Se emplea en edificaciones con fachadas con cámara de aire o de doble hoja.

Consiste en suministrar en las cámaras de aire cerradas, en fachadas o en falsos techos, el material aislante de forma compacta y sin fisuras, distribuyéndose por todo para impedir la circulación de aire hacia el interior de la estancia.

Procedimiento

Antes de comenzar con el aislamiento en sí, es necesaria la realización de una prueba para confirmar la existencia de cámara de aire y ver su estado (calcular el espesor y metros cuadrados de la superficie). Posteriormente, se realizan unos agujeros donde se introduce el insuflado de aislante hasta  rellenar la cámara de aire de forma homogénea y, como hemos indicado, sin fisuras. El último paso es cerrar los agujeros con yeso y mortero, dependiendo de la fachada o pared.

Materiales utilizados

Los materiales que se utilizan para el aislamiento insuflado deben cumplir con una serie de requisitos. Entre ellos destacan, que deben contar con una alta resistencia térmica, que deben ser servidos a granel para permitir su triturado e inyección y que deben ser permeables para que el vapor de agua generado en la vivienda salga a través de las paredes.

La lana de roca es uno de los materiales más habituales (Propiedades y aplicaciones de la lana de roca en la construcción). Se trata de un material con gran poder para aislar térmica, acústica e ignífugamente las estancias de un edificio y que además se puede reciclar e integrar de nuevo en el ciclo productivo, por lo que es un producto sostenible que cumple con los estándares de la economía circular.

Entre el resto de materiales válidos para llevar a cabo el aislamiento insuflado destacan la celulosa, compuesta por papel granulado y sales de boro, siendo más económico pero con una adaptabilidad peor a los huecos de la fachada, o el corcho, que es una elección ecológica y con un granulado perfecto, aunque de un coste más elevado.

Ventajas del aislamiento insuflado

El aislamiento térmico y acústico por insuflado tiene una serie de ventajas y propiedades que lo convierten en una de las técnicas más prácticas y eficientes. A continuación vamos a exponer las principales:

  • Al ser un gran aislante térmico y evitar la pérdida de calor, permite contribuir al ahorro energético, lo que repercute en la factura de la luz y el gas, contribuyendo a mejorar la eficiencia del hogar. 
  • No es necesario modificar la estructura que tenía la fachada antes de iniciar el aislamiento insuflado.
  • Se puede realizar la inyección del material aislante desde el exterior o desde el interior de la pared.
  • No se requiere la realización de obras pesadas que generen molestias en la vivienda, por lo que la aplicación de los materiales es muy cómoda. Tampoco hace falta montar estructuras alrededor de la fachada como podrían ser andamios.
  • Es una técnica limpia que no produce suciedad en el hogar.
  • El aspecto económico es otra de las principales ventajas, pues el precio del aislamiento insuflado es menor a otro tipo de revestimientos. 
  • En tan solo 24 horas se puede llegar a inyectar el material, por lo que se trata de un proceso muy rápido.
  • El aislamiento insuflado tiene una larga vida útil y destaca por su durabilidad.
  • No facilita el desarrollo de microorganismos nocivos para el ser humano.
  • No se requiere ningún tipo de mantenimiento una vez instalado.
  • Evita la propagación del fuego al ser incombustible.

Por todas estas características y ventajas, el aislamiento insuflado resulta rentable, económico y se amortiza en muy poco tiempo.

En SIERRA somos expertos en el aislamiento de estancias y viviendas con más de 20 años de experiencia en el sector. Descubre todos nuestros servicios en nuestra página web. Si estás pensando en cualquier tipo de reforma en el hogar, puedes ponerte en contacto con nosotros a través de la web, o en el teléfono 635 569 587.